0
  • An empty cart

    You have no item in your shopping cart

MIEDO A LA SOLEDAD Y LA TERAPIA FLORAL

blog

El tema de hoy nos lleva a hablar del miedo a la soledad, pero ¿Cuán real es? En mi caso hace un tiempo me separé y cuándo tomé consciencia tuve miedo a quedarme sola, en vez de entrar en pánico empecé a enfrentar ese miedo…que paradoja me separé porque me sentía sola y le tenía miedo a la soledad. Entonces cuanto de verdad tiene ese sentimiento (CHICORY flor para la carencia afectiva, GENTIAN para el desánimo, MUSTARD para la tristeza, MIMULUS temor de origen conocido) Deberíamos preguntarnos primero porque necesitamos sentirnos acompañados, que nos sucede que no podemos estar solos (LARCH sería una buena flor para darnos cuenta qué podemos estar solos ya que nos ayuda a confiar en nosotros mismos). Ponernos a pensar cuanto tiempo en lo cotidiano estamos solos, entonces ¿Por qué sentimos tanta tristeza de vernos sin compañía? (WALNUT otra flor interesante para el cambio, cuando no nos adaptamos). Muchas veces nos enceguecemos y queremos buscar pareja a toda costa, sin darnos cuenta qué muy posiblemente nos encontremos con la misma situación (HEATHER par quienes constantemente buscan compañía de cualquiera que esté disponible). Uno, cuando viene de una relación dolorosa es más proclive a buscar el mismo patrón en otra persona. Lo ideal es curarse de esa situación, hacer el duelo de lo que no fue (CHESNUT BUT una flor que nos ayuda a aprender de la experiencia anterior, asimilar los errores cometidos y no volver a repetirlos). En este tiempo de soledad he aprendido a quererme, respetarme, saber lo que quiero (HOLLY la flor para el amor universal). Te invito si estas pasando por lo mismo que te permitas disfrutarte, aprovechar esos momentos a solas para leer un buen libro, ir al cine, a caminar…ves, no necesitamos a nadie para esas cosas. La vida se encarga después de acercarnos a la persona correcta, dejemos que el destino haga su trabajo (MAKTUB). 

Las informaciones contenidas en esta página se publican únicamente con fines informativos y no pueden ser consideradas como recomendaciones médicas personalizadas. No debe seguirse ningún tratamiento basándose únicamente en el contenido de ésta y se recomienda al lector que para cualquier asunto relacionado con su salud y bienestar, consulte con profesionales sanitarios debidamente acreditados ante las autoridades sanitarias.